Preocupaciones desde la butaca del aficionado

Miércoles, Marzo 26, 2014

Serie Nacional Béisbol CubaVarias de las preocupaciones de Alas de Colibrí, en torno a la Serie Nacional de Béisbol en Cuba, lejos de despejarse, se han profundizado en las últimas semanas.

No podemos ocultar el sinsabor que provoca apreciar la presente crisis del pitcheo de relevo: lanzadores que entran descontrolados a la lomita, no obstante recibir un partido con ventaja de varias carreras; la necesidad de utilizar más de un pitcher para sacar un solo out, el aumento de la cantidad de pelotazos a los bateadores y de boletos no intencionales…

En el desafío que marcó la clasificación de la novena de Industriales a la fase de play off, por ejemplo, se decidió en la última entrada, cuando los azules perdían con la armada pinareña 0-2 carreras. El descontrol del pitcheo pativerde entregó la victoria a los azules de Lázaro Vargas.

A un “tilín” estuvo Holguín de perder en el noveno inning el penúltimo juego de la etapa clasificatoria, cuando Villa Clara borró de un plumazo la ventaja de cuatro carreras de los Sabuesos, “gracias” al desempeño desastroso de los relevistas, que poco honor hicieron al estelar camagüeyano de refuerzo Norge Luis Ruiz, quien había maniatado magistralmente a la artillería naranja.

Son estos apenas dos ejemplos ilustrativos del problema, que dejan claro lo mucho que falta por hacer en el área del entrenamiento.

Otro punto rojo radica en el área ofensiva; bateadores fácil y reiteradamente engañados con lanzamientos “malos” (muy afuera, muy pegados, muy altos o muy bajos), mansamente sorprendidos en cualquier base, que pegan un gran batazo y solo llegan a primera por estar “festejando” lo que pensaron era un jonrón, o que no llegan ni a la primera almohadilla por casi no correr. ¡Ni hablar de quienes salen a destiempo a un robo anunciado a voces!

La defensa no queda excluida de los sinsabores: duele ver a varios peloteros tratando de fildear una bola, y que al final ninguno la capture por falta de coordinación entre ellos. No menos disgusta la cantidad de errores en tiro, incluso desde cortas distancias (desde el campo corto o del box hasta primera).

Algunos dirán que todas esas fallas están en el juego; pero consideramos que ni tantas, ni tan seguidas deben darse al nivel de una Serie Nacional. Muchas denotan falta de entrenamiento, de concentración, de disciplina técnico-táctica.

Estas son algunas de nuestras preocupaciones, expuestas humildemente, desde la butaca del aficionado.

Be Sociable, Share!

Leave a Reply